Correo de lectores

80 años de los Focolares

Luz, expresión del carisma

Comencé a leer la revista especial y sentí que me sumergí en Chiara, límpida y transparente como siempre se presentó. Uno a uno los artículos llevan a conocer su Obra, me sorprendí en muchos momentos por la bella intercalación con las meditaciones, todo hilvanado con estilo, mejor, bien cosido… Gracias por el trabajo y por lo construido, se ve que es expresión del carisma de la Unidad. En síntesis, me queda Luz, Verdad, Armonía… la Lubich. Qué lindo poder caminar con ustedes, gracias a ustedes y equipo. Seguimos dando esa Luz en un hoy desafiante pero siempre apasionante. Un fuerte abrazo.

Delia Pairetti

Rebosante de vida

¡Es preciosa la Ciudad Nueva por el 80° aniversario de los Focolares! Completa y rebosante de vida. Gracias por lo que han hecho, me gustó mucho, completa síntesis de la Obra y del Ideal. Un fuerte y cariñoso abrazo.

Hernán Córdoba 

Gratitud

Voy a ser conciso: para mí, la Mariápolis Lía fue un paraíso. La presencia constante de un fuego de Amor que te quema, y para aliviar su ardor no puedo menos que transmitirlo a todo el mundo. Te quiero, Chiara.

José Luis

La Obra de María y los jóvenes de hoy

Da aliento leer este tipo de lecturas de nuestro presente, que es siempre desafiante. Si hay algo que agradezco y agradeceré siempre son esos lentes que se preguntan cómo hacer para que entremos todos. Donde el otro no sea una amenaza, sino simplemente otro con quien trabajar, construir, convivir, amar, encontrar, celebrar, luchar y un montón de cosas. Esa sensibilidad hacia el otro es uno de los dones más lindos del carisma.

V.O.

Una ciudad no basta

¡Qué alegría me dio leer esta revista especial por los 80 años del Movimiento de los Focolares! Recuerdo como si fuera ayer la primera vez que llegó a mis manos la propuesta de Chiara “Una ciudad no basta”. Estaba ingresando a mi adolescencia y tuve la sensación que, siguiendo esos pasos, nada sería imposible para llenar el mundo de esa revolución de Amor a la que ella nos invitaba. Fue la meditación de cabecera con el grupo con el que me juntaba en esos tiempos.

Esa metodología fue la que me marcó para andar luego en la vida, buscando apoyo, compromiso y fuerzas en otros para apuntar a hacer cosas grandes. Porque Chiara siempre nos propuso pensar en grandes cosas, apuntar bien alto.

Hoy, volver a leerla, entrelazada con tantos otros pensamientos y ese repaso histórico de lo que generó su Sí radical, lo siento como un impulso a seguir creyendo que una ciudad no basta porque una nueva humanidad es posible.

¡Feliz año!

S.D

Contexto mundial

La paz

Al acercarnos a esta fiesta pienso, con mucho dolor en el corazón, ver que en el lugar donde Jesús nació, murió y resucitó se están destrozando unos a otros sin haber entendido tan grande Misterio Divino de Amor. Cuánto nos queda para llegar a ese lugar para encenderlo no con fuego de las armas sino con el fuego de su Amor.

J.L.

Poema

Mi deseo para Navidad

Si del paso de los años algo queda
es el vínculo nacido en el encuentro
de los seres que casual o causalmente
han sabido cultivar los sentimientos
como único deseo extraordinario.

Es por eso que quizá este momento
se me torna nostálgico y extraño
porque surge profundo desde adentro
y confluye hacia Dios el padre eterno
pues a su hijo Jesús nos ha donado.

No quisiera tal vez que para siempre
se detenga el universo en este instante
sólo intento que crezca y se asemeje
al pesebre que en Belén nos trajo al Niño
y que en cada Navidad se hace presente.

Sólo quiero decirles finalmente
que la paz y el amor los ilumine
que la vida futura los impregne
de la fe, la fortaleza y la alegría
como flor que perfuma para siempre.

Jorge Villella

Correo de lectores
Comparte en tus redes sociales

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Scroll to top